''el mar borra por la noche. la marea esconde. es como si no hubiera pasado nunca nadie. es como si no hubieramos existido nunca. si hay un lugar en el mundo en el que puedes pensar que no eres nada, ese lugar está aquí. ya no es tierra, todavía no es mar. no es vida falsa, no es vida verdadera. es tiempo. tiempo que pasa. y basta''
A. Baricco

sábado, enero 23

los despensados

Hay un no-lugar donde están todos, abarrotados.
y rebosa, si se lo mira desde enfrente,
suele vérselos derramándose por las ventanas
después de un tiempo no muy prolongado, ocurre.
y se sientan a esperar el olvido.



5 comentarios:

AC dijo...

a veces un adjetivo es más que suficiente, por eso gracias.

Y sí, a veces ese no-lugar nos va ocupando a todos, por contradictorio que parezca. ¿Pero qué olvido se sientan a esperar, el propio o el ajeno?

P. dijo...

Es feo comentar después de este señor (?) porque yo no vengo a más que a decir que me ha gustado. No suelo utilizar la razón cuando leo algo. Entra por mi sentidos inmediatos (?) y gusta o no gusta. Claro que si gusta es porque me deja algo. Así que bueno, eso. Intento explicarme un poco ahora para ahorrarme palabras la próxima vez que venga, que será un gusto, por supuesto.

Jules dijo...

Creo ahora que sea cual fuere el olvido que esperan es igual de horrible. (ah, y de nada, sabés lo que pienso)

Gracias Pau, con que pases me basta.

Hermes dijo...

Despensado me gusta, me da una tristeza conjunta de estar depositado y desesperanzado. Y tal vez eso, no quede otra cosa que esperar el olvido...

Jules dijo...

Es exactamente como decís Hermes. Y así el olvido es una muerte.
Si seguimos con esa línea.. no, no sé, voy a pensar más lo que quiero decir acá y después te cuento.

(iba a deliberar sobre la muerte y la des-esperanza y los miedos, uf, mejor más tarde)
beso,

realidad



soy mas grande ahora, sin duda mucho más grande y justo tengo anteojos.