''el mar borra por la noche. la marea esconde. es como si no hubiera pasado nunca nadie. es como si no hubieramos existido nunca. si hay un lugar en el mundo en el que puedes pensar que no eres nada, ese lugar está aquí. ya no es tierra, todavía no es mar. no es vida falsa, no es vida verdadera. es tiempo. tiempo que pasa. y basta''
A. Baricco

martes, noviembre 15


guardar sms en borrador?
sí                                no


....
quise decirte que vinieras,
pero no iba a soportar verte

preferí evitar
desestimables
infantiles
emociones.

te quiero tanto
y estoy un poco triste.

y esteparia.

                                 ....
                                 no.


klgnzñkvnñaighvnaij bfciuaehfpadmxihcbim fhvpihixuhpxiufhpiegfñi
somebody kill me.

martes, octubre 25


había espacios en los que esa voz la hacía un útero y recordaba una nostalgia que no le era del todo irreconocible. tan pétrea y confortable que actualizaba attraverso la noche y la soledad aquella comodidad de la angustia que súbitamente supo traducir a sintagmas factibles de conmiseración.


lloró, tomó agua y se quedó dormida con el corpiño con arco puesto

domingo, agosto 28


podría albergar toda tu humanidad entre mi tórax y la pelvis. 
si deshabitaras y reincidieras 
serías capaz de abdicar la ínclita muerte 
que penetró por mis múltiples bocas,
avanzando a cada paso 
destilando occisos exprimidos, secos, mustios,
en las orillas. 
insolente ingresó y violó el mayor silencio y con él 
todo lo que mis partes de tus toques iban olvidando.

te fuiste por tanto tiempo que apenas es intuible que supe extrañarte

miércoles, julio 27

la ofensa durará hasta el fin de los tiempos.
el magnetismo se cortará y llorarán los gatos.
o los hombres, no sé.

miércoles, junio 8


entonces alguien dijo en algún tiempo que eso también podía decirse-de
pero él, sano, sólo quiso admitir que ya la desconocía 
que ya ni recordaba qué era lo que mantenía esa cuestión medio enclenque.
supuso que ella lo había meditado un poco, o algo por el estilo.
tal vez ni previa deliberación, jamás la juzgó, la quiso nomás.
sólo que ya no tenía el martillo y que lo ansiaba
y entonces preguntaba por su esencia con la que antes se tocaba
o intentaba reflotar para qué ella -o ello según el caso- le servía

le gustaba su parcialidad cómplice, única, concluyó.
y como se enroscaba al dormir.

domingo, junio 5


habíamos roto el mundo, desprolijos 
en el medio de la victoria, 
bailábamos sobre los desgajados pedazos de la moral,
construíamos una nada que nos abrazaba 
y nos decía qué bien, los felicito.
la coincidencia estática que nos nominaba 
era un aplauso al buen optar

después sucedió que alguien apretó pause,
como yéndose a comprar puchos.

miércoles, mayo 4

*
porteñita corazón no sé pero volvé porque no sé así tal vez que no no me parece porque vos mirá yo digo porteñita corazón hice cut and paste en la calle en la facultad en los residentes de un montón de caras gestos mundanos te voy reconstruyendo de a ojos quijada pelo sonrisa voz boca cejas manos torso yo ahora no puedo ir te extraño porteñita corazón voz quijada torso sonrisa abrazo de fiesta y baile sueltito.
*
si un día publico esto se arma la gorda se arma virumque canó

jueves, abril 21

me gustaría que fuésemos a ese bar que toquen son y tomemos un vino que nunca hubiésemos llegado a la terminal ese día a través del viento furibundo cruzando las calles tomando colectivos saliendo de noche terminando pausando esa epifanía aún tomando un café regular en un boliche con silla de plástico te extraño tanto aquel bar en el que preguntamos a qué hora que estaban limpiando el piso para empezar la noche ese día que me mostraste dónde se habían casado tus padres sí, a mi lo que me gustan son los edificios religiosos, pero sí, nos casemos, así solucionamos. que comamos toda la carne que vos quieras que paseemos y robemos un libro que nunca vas a leer seguro que no te acordás del bar seguro.


yo siempre te voy a escribir, te extraño tanto.

martes, marzo 1

pero claro
yo no sé cómo funcionás con tu tía
ni con el del tercero c


ni cómo te sentás en el subte.
ni si hacés el mismo recorrido cuando vas a los chinos.

no me parece.
las cosas se me están pasando por al lado
como el arroz,

pero el ritmo está por ahí
estoy casi segura.

es que me anudo re fácil.

domingo, febrero 13

epitafio

destrozá la estructura destrozá la palabra trabajá con el sintagma asociá los sememas el contenido léxico pensá en cómo podría ser dicho y construí significados, construí lo que está en lugar de lo que falta los elementos, las raíces, separadas sin amalgama que atraviese que se introduzca, trasladá el placer de las partes, de los fonemas del sonido, de la música inherente, hasta el pivot de la emoción.
exaltada hablo de la muerte de los accidentes de los cuerpos rompiéndose y la sangre despidiendo el cuerpo y la sangre penetrando el asfalto el suelo la arena el agua puedo no dormir pegarme a un vidrio ver luces planos niveles querer romper hablar de saber utilizar los objetos los elementos los recursos los discursos despierta soy más átona más asquerosa con un montón de capas y menos posmo.

jueves, febrero 10

Hice agua en los diptongos,
entre las cerradas y abiertas,
en la sucesión
(y esto es métrica no cuantitativa
y estructuras
y diéresis que dan pausas)
no sé

cómo lo adjetivo
y vos que me exhortás sobre el mundo
si pudiera tragarte

esto ya es insistente

a través de la imagen,
la episteme

declina los casos con la inconsciencia,
cae hasta el final de la cosa

le da el cospel, tan caro, y se sienta

jueves, enero 13


mireseme como desoyendo el orden

-
una a una las palomas se encimaban en una irrisoria orgía que pobres a la primera y a la última las dejaba insatisfechas

-
hormigas escarabajos víboras ratas se empeñaron con escrupuloso éxito en masticar los talones el codo el cuello extrañamente tu feto del que no te hablé quedó intacto ese verano

-
por algún motivo agrónomo ese verano los loros no comieron los higos negros rojos y blancos me senté a esperar pero habían muerto en primavera con los primeros ataques del viento los insecticidas y el viejo ornitófobo

-
con fruición kinestésica busqué en los ensordecedores movimientos de vaivén frenético del eucalipto protector de mi puerta un apabullante cataplasma para la contrariedad momentánea que me había apremiantemente callado durante las tres horas anteriores al estado de soledad en el que madre me había dejado

-
me había dejado cuando le dije que lo vi pasar ella vio cómo él la esperaba tres kilómetros más allá para saber si el nuevo año no la había encontrado mutilada o si el abandono al que según él ella lo había depositado era una realidad que se actualizaría al final de sus insolentes y cercanas vacaciones familiares

-
madre me había dejado yo era niñita y ella me dejaba a todos pero dijo ser como un gato que siempre había de volver y padre me había dejado a todos sí, confesaré cuando quieras escucharlo sin compadecerme por el azar que necesitaba creer que no, que ella siempre iba a volver

-
entre diez y quince pesos valieron mi hoy comprimida saciedad de estilo contenido registro información que sólo un desconocido podía darme sin tocarme


martes, enero 4

me aburrí.

y después llegó el pánico.
junto a la desilusión.

realidad



soy mas grande ahora, sin duda mucho más grande y justo tengo anteojos.